El presidente electo de EE.UU., Donald Trump, ha anunciado que cuando asuma la presidencia en enero próximo, aplicará una serie de medidas vitales para el país, como la posible salida de la nación norteamericana del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP).

Trump, que durante su campaña electoral ya se había mostrado contrario al TPP, considera que este acuerdo es un «desastre potencial» para su nación, por lo que negociará tratados comerciales bilaterales «justos» que generen empleos e industria en EE.UU.