hillary-debbie


Cuando está a punto de comenzar la convención del Partido Demócrata donde se debe oficializar la candidatura de Hillary Clinton para las elecciones generales de noviembre una filtración del portal WikiLeaks revelo cerca de 20.000 emials que demuestran que los líderes del partido conspiraron e influenciaron para favorecer a Clinton y sacar a Bernie Sanders.

La filtración de los emails ha obligado a que la presidenta del Partido Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, renunciara y abandonara su puesto en la convención que comienza hoy lunes. El Partido Demócrata emitió una disculpa oficial a Bernie sanders aunque tarde porque ya el daño fue hecho.

En los emails se demuestra como altos dirigentes del partido incluida la presidenta, Debbie Wasserman Schultz, buscaron estrategias junto a la campaña de Hillary Clinton para sacar ventaja sobre Bernie Sanders y cuestionar su fe religiosa. De más está decir que el papel del Comité Nacional Demócrata (DNC) es ser imparcial y brindar apoyo a todos los candidatos del partido.

Las denuncias de corrupción son más profundas después de que el portal US Uncut (www.usuncut.com) revelara que Debbie Wasserman Schultz, quien acaba de renunciar por el escándalo recibirá un puesto dentro de la campaña de Hillary Clinton.


«Simplemente no hay nadie mejor llevando la lucha contra los republicanos que Debbie, que es por eso que estoy contenta de que ella ha aceptado ser presidente honorario de mi campaña en 50 estados para ganar terreno y elegir demócratas en cada parte del país y continuará sirviendo como una seguidora de mi campaña a nivel nacional, en la Florida, y en otros estados clave».

El anuncio de Hillary es visto como el pago por su apoyo en la campaña contra Bernie Sanders.