Marcos Yanes Gutiérrez, un joven cubano acusado de matar de un disparo en la cabeza a un médico en el Condado Palm Beach en el 2015, escapó a Cuba tratando de huir de la justicia, pero termino siendo juzgado en la isla por el mismo delito.


El joven fue sentenciado a 20 años de cárcel en Cuba por el asesinato de del Dr. Ronald Schwartz gracias a pruebas entregadas por fiscales del Condado Palm Beach, según un funcionario del Departamento de Justicia. Los fiscales floridanos aceptaron que fuera enjuiciado en la isla y el juicio, celebrado en mayo, fue público y abierto a observadores de Estados Unidos.

“El acusado gozó de los derechos de procedimiento y debido proceso que tienen los acusados de delitos penales a tenor con la ley cubana, como el derecho a un abogado y revisar la evidencia en su contra”, dijo el funcionario estadounidense. Yanes Gutiérrez fue declarado culpable y condenado a 20 años de prisión.

Cuba no extradita a Estados Unidos a ciudadanos cubanos y por eso acepto arrestar y juzgar a Marcos Yanes Gutiérrez por el delito de asesinato.

Dos abogados y un investigador de la Fiscalía Estatal del Condado Palm Beach hicieron varios viajes a Cuba para el juicio.


El joven tenía solo 19 años cuando cometió el asesinato.