Captura de pantalla Univision

Cuatro cubanos detenidos en centros de inmigración en Estados Unidos han confesado que se han cortado las venas para no ser deportados a Cuba según un reporte de la cadena Univision.


«Cuatro nos hemos cortado las venas tratando de llamar la atención para demostrar que tenemos un miedo real de regresar a Cuba” dijo uno de los cubanos entrevistados. Uno de ellos aseguró que tiene evidencias de maltratos y abuso sexual en Cuba y por eso teme regresar a la isla.

Según uno de ellos todos los documentos que les dan a firmar son en ingles y no saben lo que están firmando.

ICE envió un comunicado a Univision asegurando que los reportes de intento de suicidio eran completamente falsos y que ademas brinda servicio de traducción a los inmigrantes en caso de necesitarlo.

En centro de detención de Lousiana hay al menos 60 cubanos esperando una decisión en sus casos.