cubana-de-aviacion


Un reportaje de Juventud Rebelde asegura que la Aeronáutica Civil es el sector del transporte más impactado por el embargo de Estados Unidos.

A estas causas se le suman el uso de aeronaves menos eficientes, los gastos adicionales por arrendamiento de aviones, los precios del combustible, la falta de piezas de repuesto, el impedimento de adquirir tecnología avanzada, equipamientos, partes y otros accesorios y por los pasajeros dejados de transportar. Además del negligente desempeño de quienes con sus actuaciones agravan las condiciones de la transportación de pasajeros por la falta de información o el maltrato.

La cancelación o demora de vuelos nacionales ha sido frecuente en los últimos meses. Los pasajeros han padecido además, en medio de esas situaciones, la falta de información.

Las disposiciones internacionales, que supuestamente Cuba cumple, establecen que cuando la salida del vuelo se demora por varias horas, la entidad debe ofrecer una merienda gratis a los pasajeros. Pero Cubana de Aviación, el refrigerio tiene un costo de cinco pesos en CUC; sin embargo, tampoco se ofrece esa información al viajero y la tablilla de precios está desactualizada, lo cual contribuye al maltrato, que puede llegar hasta convertirse en engaño al consumidor.


La imagen de Cubana de Aviación se ve empañada por cuestionamientos, opiniones negativas, quejas y dudas. Todo debido a la falta de ética y profesionalidad en el trato que reciben los pasajeros en la Terminal 1 del aeropuerto José Martí, de La Habana.

Al incumplimiento de las responsabilidades éticas y profesionales y al maltrato a los pasajeros, se incorpora además, la de los costos de alimentación y hasta de hospedaje que genera la demora de un vuelo.