Conor McGregor termino siendo el gran protagonista del Bellator 187, la compañía de artes marciales mixtas ‘rival’ de la UFC, celebrado este viernes en Dublín.

El popular luchador irlandés saltó a la ‘jaula’ para celebrar la victoria de su amigo Charlie Ward por K.O. ante John Redmond, ambos compatriotas de McGregor.

McGregor no tenía licencia para estar en la esquina de Ward y la pareja de árbitros intentó sacarlo del círculo. El campeón de la UFC se lo tomo mal y se enfrentó al árbitro obligando a varios a intervenir.