“encantado con un whiskycito Celebré la muerte de Fidel Castro “dijo Waldo Balart en una entrevista en su estudio en Madrid al conocer sobre la muerte del dictador Castro.

«(…) El otro día leía que no debemos sentir alegría porque se muera alguien, pues no, porque si no se muere este señor, está matando miles de gentes. Entonces, mejor que se muera un individuo que no se mueran 100 ó 200, así que estoy alegre porque se haya muerto y estaré tan alegre cuando se muera Raúl, que fue mi amigo hace 50 años».

En su etapa como estudiantes, Raúl Castro y Díaz-Balart fueron «amigos amigos», pero según expresó «él ha evolucionado y ha querido ser dictador».

«Raúl es de mi edad, tenemos los dos 85 años. En un reportaje hablé de él diciendo que era un tío formidable. ¡Claro! Hace 50 años era un tío formidable, después… El problema es que a través de la vida uno va evolucionando, va afrontando situaciones y él, naturalmente, ha afrontado la situación de ser un dictador, mucha gente se ha muerto en Cuba y se sigue muriendo», agregó.

Sobre este tema del éxodo cubano subrayó: «Nosotros los cubanos, hace 60 años que nos estamos tirando al mar y nos están comiendo los tiburones. Nada más que en Miami hay más de un millón y medio de cubanos que salieron del país, es decir, los ha absorbido la sociedad americana, el sistema lo permite».


«Igual que las personas que están intentando entrar en Europa ahora, hemos salido nosotros y estamos en Miami, eso sin contar con los que estamos en España, Suecia, etc. Hemos salido huyendo de la Isla y nos han comido los tiburones. ¿No voy a estar contento de que se muera ese individuo? Contentísimo».