Las gasolineras en Miami ya comienzan a experimentar largas colas para abastecer los autos de gasolina ante la llegada del huracán Irma.

A pesar de que Irma está aún muy lejos y no se sabe exactamente el lugar por donde afectara a la Florida, los residentes no quieren sorpresas y están abasteciendo sus autos.

Los residentes temen que en los días cercanos al huracán las gasolineras se queden sin gasolina.