La Universidad Tecnológica de La Habana, el Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos y el IHE han lanzado el proyecto «Más agua para todos», el cual impulsa la utilización de agua del mar para las descargas de inodoro, una propuesta ante la escasez de agua potable en Cuba debido a la intensa sequía.

Científicos cubanos afirman las descargas del inodoro consumen alrededor del 30% del agua que se usa en cada hogar, y ya que no requiere agua potable, la utilización de agua de mar es una excelente forma de ahorrar el preciado líquido.

En estos momentos se realiza un estudio económico para valorar la viabilidad de la propuesta.