Hallquist será el primer candidato a gobernador transgénero por un partido político importante en Estados Unidos, un gran avance de importancia para los estadounidenses LGBTQ, en particular la comunidad trans, que durante mucho tiempo ha sido excluida de los niveles más altos del gobierno.

Hallquist enfrentará al gobernador Phil Scott en noviembre quien es el ganador de las primarias republicanas.

«La victoria de Christine es un momento decisivo en el movimiento por la igualdad trans y es especialmente notable dado lo pocos que son los funcionarios electos en cualquier nivel del gobierno», dijo Annise Parker, directora ejecutiva de L.G.B.T.Q. Victory Fund.

La primaria demócrata en Vermont fue un asunto bastante adormecido, sin contendientes de renombre para bloquear a un candidato por primera vez como la Sra. Hallquist. Pero desde aquí, su camino a la oficina del gobernador podría ser limitado, a pesar de que ella es una demócrata en un estado profundamente progresivo.