Después de la polémica de retirar el español de la página web de la Casa Blanca, la administración Trump estreno una versión de su cuenta de Twitter completamente en español.


La Casa Blanca quiere mantenerse en comunicación con los millones de personas que hablan español en Estados Unidos y en el mundo.