Un buen samaritano recató a un delfín que quedó trabado en la costa por el huracán Michael.

Las imágenes fueron captadas en Port Saint Joe, Florida. Desde el lado de la rampa del bote, el hombre vio un delfín que estaba atrapado justo debajo de la superficie.

Lo tiro hacia la playa abierta y lo empuja hacia el agua. El delfín salió nadando y parecía estar bien.