faro-cubanos01

Los balseros cubanos que se encuentran en un limbo migratorio después de esconderse en un faro cerca de los Cayos de la Florida podrían ser llevados a la Base Naval de Guantánamo hasta que un juez decida sobre su situación.

Los cubanos deben esperar cerca de 3 semanas hasta que se realice la audiencia y el juez tome una decisión sobre si son elegibles bajo la política de pies secos pies mojados.