John Collins de 29 años se encuentra tras las rejas acusada de robarle a varios hombres relojes de alta gama, entre otras joyas, en Miami Beach y otros lugares del sur de la Florida.

Collins, quien se identificó a sí misma como una mujer en corte de fianza, alquilaba autos de lujos para acercarse a hombres con dinero y joyas caras. De acuerdo al informe de arresto está acusada de «acercarse a hombres en autos exóticos de alta gama» para intentar robarle a «hombres que usan costosos relojes de diseño».


Entre los autos de lujo que alquilaba como parte de su plan se encontraban Rolls-Royces, Lamborghinis, Porsche y Maseratis, informó WSVN News.

Collins buscaba a sus víctimas en bares o establecimientos caros de Miami Beach y Miami. Luego de conocerlos les compraba tragos que alteraba con alguna droga.

Poco después, «el hombre pierde el conocimiento y se despierta horas más tarde sin su costosa propiedad / joyas», según el informe de arresto.

«Ella supuestamente roba sus relojes de diseño en bares, clubes nocturnos en el centro de Miami, en Brickell y en Miami Beach», dijo un fiscal en la corte.


Collins fue arrestada el miércoles en relación con un incidente en Miami Beach que dejó a una víctima drogada sin su reloj y hospitalizada en Mount Sinai Medical Center.

Según la policía, Collins está detrás de «una serie de casos similares» que se remontan al menos a febrero.

Se cree que Collins trabajaba por su cuenta. Ahora se encuentra detenida sin derecho a fianza en el Centro Correccional Turner Guilford Knight en West Miami-Dade debido a que tenía un cargo judicial anterior pendiente.