Una adolescente del sur de Florida estaba de vacaciones en Utah conduciendo todoterrenos a través del desierto con sus dos hermanos mayores cuando ocurrió la tragedia.


«Le dijeron que no era necesario usar cascos porque hacía mucho calor», dijo la madre de los hermanos, Lisa Zepeda.

«Subimos esta colina gigante y todo era arena. Entonces mi hermano dio un giro, y se volcó hacia el lado donde yo estaba», dijo Helena Zepeda, de 15 años.

El todoterreno aplastó la mano derecha de la adolescente cuando se volcó.

Helena fue transportada por aire a un hospital en Las Vegas, donde los médicos tuvieron que amputarle cuatro dedos.


«Solo quería irme a casa», dijo Helena.

«Los huesos estaban tan aplastados que tuvieron que hacer una amputación de hueso. Y los músculos, los tendones y el interior de la mano se aplastaron por completo», dijo Lisa Zepeda.

Helena jugó fútbol el año pasado en Coral Springs Charter School.

Su madre dijo que mientras estaba en el hospital, Helena recibió una manifestación de apoyo del equipo local de fútbol de Las Vegas y organizaciones benéficas locales.

Pero en el sur de Florida, el shock persiste cuando Helena se adapta a hacer las cosas de manera diferente, como usar su mano izquierda ahora para todo.

«Como jugar fútbol. Dicen que puedo hacerlo, pero no quiero hacerlo porque sé que la gente me tratará de manera diferente», dijo Helena.

La madre de Helena dijo que esto es solo el comienzo de la recuperación de su hija con meses de terapia física por delante, pero la efusión de cálidos deseos y el apoyo de su comunidad de Coral Springs alivió la carga.

«La ciudad de Coral Springs, mi trabajo, han sido fenomenales», dijo Lisa Zepeda.

La madre de Helena dijo que planea demandar a la compañía de alquiler por negligencia.

Los seres queridos ya han recaudado más de $ 11,000 en una página de GoFundMe para ayudar con los gastos médicos de Helena y otros gastos de manutención, mientras que Lisa Zepeda, que es madre soltera, ayuda a su hija durante su recuperación.