La administración Trump anunció el miércoles planes que podrían mantener a familias indocumentadas detenidas juntas indefinidamente, reemplazando el acuerdo que ponía como límite un periodo de 20 días para poner a los menores en libertad.


La regla presentada por el secretario interino de Seguridad Nacional, Kevin McAleenan, es parte del esfuerzo agresivo de la administración para modernizar las leyes de inmigración a medida que aumenta el número de familias y menores no acompañados que cruzan la frontera entre Estados Unidos y México.

Bajo lo que se conoce como el «Flores Agreement» de 1997 las autoridades migratorios tienen un máximo de 30 días para poner en libertad a los menores de edad retenidos en centros migratorios. La cancelación de un tiempo límite definido viene con el propósito de desestimular a las familias a enviar menores solos o viajar con menores para aprovecharse de esta provisión legal.

McAleenan dijo que la regla pretende reducir el número de familias que intentan ingresar a los Estados Unidos.

«Al cerrar esta escapatoria clave en Flores, la nueva regla restablecerá la integridad de nuestro sistema de inmigración y eliminará el principal factor de atracción que alimenta la crisis», dijo el miércoles en una conferencia de prensa.

La regulación seguramente enfrentará desafíos legales y también debe ser examinada por el juez que supervisa el Flores Agreement.


Surtirá efecto 60 días después de que se publique formalmente a finales de esta semana.

(Fuente CNN)