El Directorio Democrático Cubano denunció este jueves que habrían tenido lugar al menos cinco muertes de presos en la cárcel de Melena del Sur, en Mayabeque, en situaciones sin aclarar y una de ellas producto de «una golpiza» de las autoridades.

Asimismo, el Directorio divulgó una carta firmada por 18 reclusos, dos de ellos activistas políticos, que denuncia esta situación.

En la misiva, los reclusos detallan que al preso Rafael Arredondo Jardines «los oficiales del centro penitenciario lo golpearon con las manos atadas» provocándole la muerte.

La misiva llegó al Directorio Democrático Cubano, por medio del expreso y activista político Julián Enrique Martínez Báez, secretario general del Partido por los Derechos Humanos de Cuba afiliado a la Fundación Andrei Sajarov.

Martínez Báez, además, condenó que después de realizar esta denuncia los presos firmantes de la misiva «están siendo amenazados por parte de la policía política y la dirigencia del penal de Melena del Sur, de que iban a perder todos sus beneficios, se les iban a suspender las llamadas telefónicas y en el caso de los presos políticos, saldrían en libertad cuando la dictadura castrista así lo decidiera».


«Todo parece indicar que esta prisión está más cerca de los campos de concentración nazi que de una prisión común», lamentó Martínez Báez.

(Con información de Diario de Cuba)