El ex bateador de los Cachorros de Chicago hizo una aparición reciente en la que mostró una piel que parecía casi totalmente blanca, un marcado contraste con la piel más oscura vista durante sus días de pelotero.

La tez de Sosa había estado encendiéndose gradualmente durante casi una década, parecía más ligera con sus subsiguientes apariciones públicas, pero la entrevista de esta semana con ESPN Deportes en el Home Run Derby de esta semana hizo que Sosa parezca casi irreconocible.

Sosa primero mostró su piel más clara en una aparición en 2009, y fue muy abierto sobre la razón detrás de ese cambio. Sosa señaló que había estado usando una crema para la piel antes de ir a la cama cada noche que ablandó su piel, pero también lo dejó un tono más claro.

Sosa dijo que las luces brillantes en sus apariciones públicas hacen que el cambio se vea más pronunciado de lo que realmente es, y señaló que no tiene ningún problema con su apariencia.