Presidente Trump y John Kelly

Se espera que John Kelly renuncie como jefe de personal de la Casa Blanca en los próximos días, según cuentan dos fuentes familiarizadas con la situación que se desarrolla en el Ala Oeste.

Diecisiete meses después, Kelly y el presidente Donald Trump han llegado a un punto muerto en su relación y ya no es considerado como sostenible por ninguna de las partes. Aunque Trump le pidió a Kelly durante el verano que permaneciera como jefe de personal por dos años más, los dos han dejado de hablar en los últimos días.

Trump está discutiendo activamente un plan de reemplazo, aunque una persona involucrada en el proceso dijo que nada es definitivo en este momento y en última instancia depende de Trump.

Los posibles reemplazos incluyen a Nick Ayers, jefe de personal del vicepresidente Mike Pence, quien aún es considerado como un contendiente destacado.

Las noticias de la inminente partida de Kelly fueron reportadas por primera vez por Axios.