El total de los préstamos solicitados por consumidores estadounidenses aumentó en 20,800 millones de dólares en septiembre, según un reporte de la Reserva Federal.

Según el informe este es el aumento más grande en 10 meses y estuvo encabezado por un gran aumento de créditos para auto y para estudios universitarios.

Se trata del aumento mensual más grande desde el incremento de 24,500 millones en noviembre del 2016 y ocurre después de que en agosto se reportara un aumento de 13,800 millones, agregó la Reserva Federal.

Los préstamos para autos y para estudios universitarios aumentó en 14,400 millones, casi el doble de lo que se reportó en agosto. Las tarjetas de crédito aumentaron 6,400 millones, un poco más que los 5,500 millones que se reportaron en agosto.

El crédito al consumo es seguido de cerca para conocer más sobre el gasto de las personas, que representa alrededor del 70 por ciento del crecimiento económico. El aumento de septiembre contribuyó a que el total de préstamos alcanzara un nuevo récord de 3,790 millones de dólares.