Un hombre terminó tras las rejas luego de que trató de quitarle el arma a un policía y chocó el vehículo que conducía contra un auto patrullero en el noroeste de Miami-Dade, informó el Nuevo Herald.


El noticiero NBC6 reportó que el sospechoso fue identificado como Evan Roderick, de 36 años.

Según la policía, las intenciones de Roderick de vender un automóvil que robó se desvanecieron cuando lo chocó tras desatar una persecución policial.

El incidente comenzó en una gasolinera Marathon localizada en la calle 100 y la avenida 7 del noroeste.

La policía llegó a la Marathon después que alguien reportó que Roderick trataba de vender un Buick robado. “A partir de ahí, empezó todo. Los agentes sacaron sus armas y le apuntaron, y el hombre empujó al suelo a uno de ellos”, dijo Solo.

La policía de Miami-Dade le dijo al canal NBC6 que primero Roderick trató de apoderarse del arma de uno de los agentes y luego impactó el patrullero con el auto robado. Roderick se las arregló para escapar del lugar, sólo que por poco tiempo.


La policía le dio caza hasta que Roderick chocó cerca de la calle 77 y la avenida 17 del noroeste. Allí, fue esposado y a pesar del enorme caos que provocó el incidente, no se reportó ningún lesionado.

Hasta el momento las autoridades no han dicho qué acusaciones podría enfrentar Roderick.