Una cubana que llegó a Estados Unidos en balsa después del fin de la política de pies secos pies mojados y ahora vive como indocumentada en Texas contó su historia viviendo en las sombras.

Esta cubana llegó junto a otras 34 personas, 24 hombres, 9 mujeres y su niña.

Dayani Gonzales, es uno de tantos cubanos que ahora viven en las sombras por el fin de la política de pies secos pies mojados.

Al estar indocumentada no consigue trabajo y se le dificulta mantener a su hija, asegura que prefiere vivir así en Estados Unidos que regresar a la vida que tenía en Cuba.