La policía de Miami Beach estaba revisando un bote de cabina llamado Margaret Marlene que está registrado en Tulsa, Oklahoma, que quedó varado en el lado norte del embarcadero en South Pointe Park Pier.

La policía de Miami Beach inicialmente dijo que no sabía de dónde venía el bote y lo había categorizado como un barco abandonado.

“Aparentemente, se desprendió de su amarre y se desvió hacia aquí, pero no saben de dónde vino”, dijo un turista de la playa, Tyler Wunsch.

Los oficiales de la Guardia Costera de los Estados Unidos dijeron que el bote llegó a la orilla alrededor del mediodía del martes y que finalmente pudieron ponerse en contacto con el propietario el miércoles para poder retirarlo.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Los fuertes vientos del este están creando condiciones difíciles, varando el barco peligrosamente cerca del embarcadero.

Un pescador le dijo al reportero de Local 10 News, Todd Tongen, que la estancia del barco fue una buena sorpresa para él, ya que ayudó a atraer más peces al área.

“Creo que es muy divertido. Tal vez crea algún hábitat para los peces”, dijo Aaron Elbaz.

Elbaz terminó atrapando un snook y algunos salmones.

El barco parece tener algún daño en su casco. No está claro si es navegable y puede remolcarse, o si necesita ser reparado primero.

Los oficiales de la Guardia Costera dijeron que el propietario está en el proceso de contratar a una compañía de remolque para que retire el bote, pero hasta entonces, parece que Margaret Marlene pasará un día en la playa.