El presidente de Estados Unidos defendió a su Prensa, Sarah Sanders, tras ser expulsada de un restaurante solo por trabajar en la Casa Blanca.

“El restaurante Red Hen debe centrarse más en la limpieza de sus sucios toldos, puertas y ventanas (necesita urgentemente un trabajo de pintura) en lugar de negarse a servir a una buena persona como Sarah Huckabee Sanders.” inicio su mensaje Trump.

“Siempre tuve una regla, si un restaurante está sucio por fuera, ¡está sucio por dentro!” dijo Trump.

Sanders se quejó el fin de semana de haber sido expulsada del restaurante por su trabajo en la Casa Blanca para la administración Trump.