aumento-precio-pasaporte-en-cuba

El próximo 14 de Enero entrara en vigor la nueva reforma migratoria de Cuba que tanto esperaban los cubanos y que llego de una manera limitada. Uno de los principales aspectos de la reforma es la eliminación del permiso de salida o tarjeta blanca que es necesaria hoy día para salir de la isla y que tiene un costo de 150 CUC. La eliminación del permiso de salida vino acompañada de la restricción del gobierno para emitir pasaportes cubanos sustituyendo así el permiso de salida por el pasaporte para impedir la salida del país de algunos ciudadanos.

Las autoridades de inmigración y extranjería de Cuba explicaron en el diario oficial “Juventud Rebelde” algunos de los aspectos de la reforma migratoria y explico a quienes no se les dará el pasaporte cubano. No recibirán el pasaporte aquellos que:

  1. Están pendientes de un proceso penal.
  2. Tienen pendiente el cumplimiento de una sanción penal o medida de seguridad.
  3. No han cumplido el Servicio Militar en el caso de los hombres.
  4. Cuando razones de Defensa y Seguridad Nacional así lo aconsejen.
  5. Tengan obligaciones con el Estado cubano o responsabilidad civil, siempre que hayan sido dispuestas expresamente por las autoridades correspondientes.
  6. Carezcan de la autorización establecida en las normas dirigidas a preservar la fuerza de trabajo calificada para el desarrollo económico, social y científico técnico del país, así como para la seguridad y protección de la información oficial.
  7. Cuando por otras razones de interés público, lo determinen las autoridades facultadas.
Ver Más
Residentes permanentes en EE.UU. podrían perder su estatus migratorio si cometen ciertas acciones o delitos

Como pueden ver el gobierno de Cuba se aseguro de crear restricciones suficientes para seguir impidiendo la salida del país de quienes ellos quiera. Los profesionales y disidentes tendrán las mismas dificultades que tienen hoy que cuando se ponga en vigor la reforma migratoria. El gobierno de Cuba no debería usar nunca el libre movimiento de sus ciudadanos como arma de chantaje o de castigo contra los cubanos.