Moody’s, bajó nota de la situación crediticia de Cuba que se encontraba en un rango de “positiva” a “estable”, a causa del estancamiento en el proceso de apertura entre Estados Unidos y la Isla caribeña, dio a conocer Reuters.

El nivel de riesgo para los acreedores en Cuba ha aumentado a raíz del enfriamiento de las relaciones con Washington.

La prestigiosa agencia de calificación crediticia citó debilidades como “un acceso limitado al financiamiento exterior, ineficiencias estructurales, el riesgo de transición política y, más importante, una limitada transparencia de datos”.

Un reporte de la agencia de calificación crediticia dice: “Los principales motivos de la decisión de Moody’s de cambiar el panorama a estable desde positivo son el proceso estancado de acercamiento con Estados Unidos y las menores perspectivas de mayores reformas económicas en la Isla”.

La Administración estadounidense anunció este miércoles nuevas restricciones en los viajes a la Mayor de las Antillas, y el comercio con Cuba, en cumplimiento de la promesa de Donald Trump de revertir la apertura iniciada por su predecesor en la Casa Blanca.

(Con información de Cubanet)