Heberprot-P, un medicamento creado en Cuba se está aplicando con éxito en Europa para evitar amputaciones en casos de úlceras de pie diabético.

Eslovaquia es el primer país de ese continente que comprueba en pacientes esta medicina, única en su tipo, desarrollada en la isla antillana por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB).

Los resultados fueron positivos, informaron las autoridades de salud de Cuba y Eslovaquia durante la primera sesión del comité técnico Eslovaquia-Cuba, desarrollada en La Habana.

“Valoramos altamente la efectividad del producto, con un impacto evidente en casi el 100 % de los pacientes tratados”, dijo Boris Bánovsky, director médico del Ministerio de Salud de Eslovaquia, dijo Telesur.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

“En muchos de los casos, las lesiones cicatrizaron completamente”, mencionó, por su parte, Ridel Febles, especialista cubano en angiología y cirugía vascular.

Entre otros beneficios, acelera la cicatrización de UPD profundas y complejas y disminuye el riesgo de amputaciones en pacientes con ese tipo de úlceras.

En la página web del Heberprot-P se da cuenta de más de 330.000 pacientes tratados en los 20 países a los que ha llegado el medicamento, incluyendo la propia Cuba.