Luego de aproximadamente seis semanas de caída continua en los precios de la gasolina en Florida. Según American Automobile Association (AAA), el combustible ha aumentado dos centavos, lo que eleva el promedio a $2.37.

El costo promedio en el estado había disminuido alrededor de 18 centavos, durante la mayor parte del último mes y medio. Sobre los $ 2.35 estuvo el precio promedio por galón en Navidad.

Según los expertos, el leve incremento de precios no debe alarmar, ya que la tendencia a la baja en los precios debería continuar en 2018.

Mark Jenkins, portavoz de AAA, dice que, “después de las festividades, la demanda de gasolina se reduce considerablemente porque menos personas realizan viajes prolongados en enero. La débil demanda, más una mayor producción en las refinerías, deberían mantener bajos los precios de la gasolina.

Para los chóferes que todavía viajan esta semana, los costos promedio más caros en Florida se encuentran en Miami ($ 2.49), West Palm Beach ($2.51) y Naples ($2.45). Mientras en el área de Tampa ($2.29), Orlando ($2.30) y Jacksonville ($2.31), los precios son más baratos.

Según GasBuddy.com, los precios más baratos para los conductores están en: Caraf Oil, en 6151 NW 32 Ave.; BJ’s, en 7050 Coral Way y Marathon, en 1 NW 79 St.

(Con información de El Nuevo Herald)