El gobierno cubano redujo durante el año 2011 el presupuesto de salud pública en un 7.7 por ciento según fuentes oficiales. El Ministro de Salud Publica en Cuba Roberto Morales Ojeda explico que la reducción en el presupuesto estaba dirigida a brindar un mejor servicio a la población. Morales afirmo que el proceso de transformaciones y reducción continuara durante el 2012.

El sector de salud en Cuba ha sido muy criticado por el pueblo debido al claro deterioro de los servicios de salud y el estado de las instalaciones medicas. La salud publica siempre ha sido utilizado por el gobierno de Cuba como instrumento de propaganda internacional pero en los últimos tiempos el deterioro evidente de este servicio ha puesto en evidencia al gobierno.