El pasado martes en la capital cubana, hubo un altercado entre la policía y cuentapropistas de un puesto de venta en Alamar, recogió Martí Noticias.

Dos Damas de Blanco que intervinieron en el incidente, para defender a los emprendedores se encuentran detenidas desde esa fecha.

Rosario Morales La Rosa y Leonor Reyno Borges se encuentran presas en el Centro de Detención temporal conocido como El Vivac. Ambas mujeres podrían ser encausadas por “desacato a la autoridad”, informó Iliana Hernández, disidente cubana, quien denunció el injusto acto a través de su perfil en la red social Facebook.

Otros activistas exiliados han hecho un llamado a solidarizarse con las Damas de Blanco.

Janett Jalil, residente en Miami escribió en la red social: “Ambas defendían a un cuentapropista el día 5 de diciembre y se negaron a entregar su carné de identidad y ser detenidas porque no estaban cometiendo ningún delito, solo alzando su voz en contra de una injusticia del jefe de sector (Alzar la voz en Cuba contra una injusticia es un delito grave)”.

Una de las detenidas, Morales, es fiel defensora de los derechos humanos, en diversas ocasiones ha denunciado a través de sus redes sociales el abuso de los inspectores estatales que imponen multas arbitrarias a los vendedores ambulantes cubanos, y lo ha hecho teniendo en cuenta el difícil acceso a internet para los nacionales, y la fuerte represión del régimen contra los opositores en la Isla.

La Dama de Blanco también ha cuestionado abiertamente a las autoridades por la insalubridad de las calles cubanas.

El año pasado subió a Facebook imágenes de contenedores desbordados de basura en la Villa Panamericana, al este de La Habana, lo que posibilitó que la situación epidemiológica fuera atendida de inmediato.

(Con información de Martí Noticias)