santiago-de-cubaLa ciudad de Santiago de Cuba ha dado un paso importante para estimular los negocios privados y ha autorizado a los cuentapropistas a rentar espacios que no están siendo utilizados en las áreas turísticas de Santiago de Cuba.

Los arrendamientos de los locales serán por tiempo largo y forman parte del programa de renovación de la oficina del historiador de la ciudad. “el alquiler se corresponderá con el presupuesto y el tipo de negocio y factor en los costos de renovación de los clientes; cuentapropistas deben ser capaces de recuperar su inversión en dos años” dijo Gisela Mayo Gómez directora de la Oficina del Conservador en Santiago de Cuba.

La mayoría de los locales disponibles para los cuentapropistas están en la calle Enramadas, por la Avenida Jesús Menéndez, con algunos ubicados en el centro de la ciudad.