Entre las nuevas medidas que anuncio el canciller cubano Bruno Rodriguez se encuentra la posibilidad de que los cubanos viajen en barcos de recreación o yates desde Miami u otras partes del mundo.

El gobierno anunció la autorización “de entrada y salida de ciudadanos en embarcaciones de recreo”, habilitándose para ello dos puertos, a través de las Marinas Turísticas Internacionales Hemingway y Gaviota-Varadero.

Hasta el momento no se han especificado los puertos que serán habilitados para que las embarcaciones viajen a la isla ni se hay regulaciones adicionales.