En una noticia que ha levantado la polémica y la preocupación de la comunidad de cubanos en Miami, el gobierno anunciaba que aquellos ciudadanos cubanos que fueran reclamados y obtuvieran sus visas para viajar a Estados Unidos viajarían con estatus de Residentes Permanentes por lo que automáticamente perderían cualquier derecho a recibir ayuda del gobierno para los planes de refugiados que actualmente existen. Recordar que por el momento estos ciudadanos cubanos entraban al país con Parole y no era hasta el año y un día gracias a la Ley de Ajuste Cubano que no se hacían residentes y esto les daba la oportunidad de recibir ayuda tales como cuidados médicos, bonos de comida, dinero en efectivo, clases de ingles gratis y asesoría en trámites de inmigración y escolar. A partir del primero de enero del 2001 todos aquellos cubanos que sean reclamados bajo el Programa de Reunificación Familiar no serán elegibles para estos beneficios.