El martes un autobús se volcó en una carretera en la región mexicana de Yucatán, en horas de la madrugada.

Doce pasajeros de cruceros murieron durante la excursión, se trata de uno de los peores accidentes relacionados a turistas de cruceros, mencionan algunos expertos.

Eran 27 turistas que se disponían a viajar a las ruinas mayas en Chacchoben, 110 millas al sur de Tulum, en una excursión incluida como parte de su viaje a bordo de los cruceros Celebrity Equinox y Serenade of the Seas, de Royal Caribbean, dio a conocer el vocero de la compañía.

Las dos marcas de cruceros son propiedad de Royal Caribbean Cruises Ltd., con sede en la ciudad de Miami.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

Royal Caribbean declaró mediante un comunicado: “ Nuestros corazones están con todos los involucrados en el accidente de autobús en Costa Maya. Estamos haciendo todo lo posible para ocuparnos de nuestros huéspedes, incluyendo la asistencia con la atención médica y el transporte”.

La empresa de autobuses involucrada, Costa Maya Mahahual explicó en un comunicado, que el ómnibus transportaba turistas que habían llegado a la ciudad costera de Mahahual a bordo de un crucero.

Algunas imágenes publicadas en YouTube muestran al autobús volcado en la autopista cerca de la costa este de México; en la región conocida como la Costa Maya.

Las causas del accidente se están investigando. No obstante, Chris Brawley de Texas dijo a Associated Press, que el ómnibus de visitantes llegó a la escena minutos después del accidente, añadió que la carretera estaba seca y no vio ningún otro vehículo inmerso.

Vicente Martín, portavoz de Defensa Civil del estado de Quintana Roo, detalló que siete estadounidenses y dos suecos se encontraban entre los heridos. Agregó que las autoridades todavía no establecen las nacionalidades de los fallecidos.

El Celebrity Equinox, de 2,850 pasajeros, partió de la ciudad del sol el 16 de diciembre, con un itinerario de siete noches por el Caribe Occidental con paradas previstas en la Costa Maya, Cozumel y las Islas Caimán.

Por su parte, Serenade of the Seas, con 2,490 pasajeros, zarpó el 15 de diciembre desde Fort Lauderdale en un crucero de siete noches a Cayo Hueso, Honduras y Cozumel.

A bordo del autobús se encontraban los turistas, un guía y un conductor, informó la compañía.

(Con información de El Nuevo Herald)