El gran recorte de personal diplomático en la Embajada de EEUU en La Habana, ocasionado por los ataques a los funcionarios estadounidenses perpetrados en Cuba, ha traído como consecuencia, que se reduzcan en un 30% la entrega de visas de turismo a ciudadanos cubanos para que visiten los Estados Unidos.

Martí Noticias obtuvo datos del Departamento de Estado, y los mismas arrojan que solamente se han entregado 2.414 visados de turismo para “visitas familiares, intercambios culturales y viajes de negocios” durante el año fiscal actual, que comprende de octubre de 2017 a mayo de 2018.

De la cifra antes mencionada, el 83% de las visas se expidieron en Embajadas de Washington fuera de la Isla.

Rebtel y Cuba en Miami llamadas a Cuba

El diario independiente 14ymedio señala que desde septiembre de 2017, EEUU redujo de manera drástica su personal al frente de la misión diplomática en la capital cubana, por lo que los cubanos interesados en viajar como turistas al país vecino, deben viajar a un tercer país para poder tramitar el visado.

En el caso de las solicitudes de visa de inmigrante, los antillanos han tenido que viajar a Bogotá, y últimamente a Guyana, dado que el Departamento de Estado decidió que este último lugar es más factible para los cubanos, pues no tienen que solicitar visa para trasladarse a ese país suramericano, en tanto Colombia si la exigía.

14ymedio explica que las visas de turismo son conocidas por sus siglas B-1 y B-2; las primeras se emiten principalmente para viajes de negocios, mientras que las segundas para quienes hacen turismo, visita familiar o recibir tratamientos médicos en EEUU.

En octubre se entregaron 158 visas B-1, y 1.178 visados B-2, unos 1.078 documentos contienen el rango B-1/B-2.

Según el medio de prensa, las visas de intercambio cultural han caído en un 28%, por lo que han sufrido el recorte más significativo, también apunta que desde hace 21 años no se había producido un descenso de tal magnitud en la cifra de visas otorgadas a los cubanos.

En 1997 se entregaron 5.829 visas de turismo a ciudadanos cubanos, recoge 14ymedio.

Una de las cuestiones más preocupantes, es que el panorama se ve difícil, mientras no se diluciden las causas y quienes perpetraron los ataques acústicos a los diplomáticos estadounidenses, EEUU no está dispuesto a poner en riesgo a su personal, por lo que se infiere los trámites consulares en La Habana permanecerán paralizados.

Cuba por su parte, no ha querido admitir su culpa, cuando no garantizó la seguridad de los diplomáticos extranjeros, de acuerdo a la Convención de Viena.

Hasta el momento 26 funcionarios de EEUU en la Mayor de las Antillas, sufrieron afecciones de salud, como migrañas, nauseas, pérdida de la audición y desequilibrios, entre otros síntomas como lesiones cerebrales.

(Con información de 14ymedio y Martí Noticias)