Agentes fronterizos abordaron un bus de Greyhound en Fort Lauderdale y pidieron a todos sus papeles migratorios terminando por arrestar a una mujer.

Pasajeros que iban en el bus grabaron todo lo sucedido.

Los agentes pidieron a los pasajeros que mostraran prueba de ciudadanía la cual no es requerida para abordar un bus según las leyes locales y federales.